• Nutrición

    ¿Niños, calcio y…
    12 tasas de kale?

Probablemente sabes que la leche es una excelente opción para que los niños reciban los nutrientes que necesitan para desarrollar sus huesos. Si aún no lo sabes, probablemente deberías pasar más tiempo escuchando a los expertos en nutrición. Prácticamente todo el mundo te dirá que la mejor manera de obtener todos tus nutrientes, es de los alimentos, el calcio en particular. Pero en realidad, especialmente una realidad que incluye niños, esto puede ser difícil. A pesar de nuestros mejores esfuerzos, uno de cada dos niños a partir de los nueve años no recibe suficiente calcio. Podrías intentar compensar este déficit comiendo vegetales ricos en calcio como el kale, brócoli o col china. Pero si quieres obtener tanto calcio como lo obtienes de la leche, tendrás que comerlo en gran cantidad. Por ejemplo, se necesitan 12 tazas de kale crudo para igualar la cantidad de calcio contenida en un solo vaso de leche. A menos que tu hijo esté increíblemente hambriento y sea intrépido en cuanto a lo que come, esto es poco probable que suceda.

Estas son sólo unas pocas razones por las que los lácteos como la leche, el yogurt y el queso son las principales fuentes de calcio para la mayoría de personas en los EE.UU. De hecho, en promedio, la leche es la mejor fuente de alimento de calcio, vitamina D y potasio para los americanos de 2 años en adelante. Y mientras que la leche es una importante fuente de nutrientes esenciales en la dieta de un niño, que contribuye a la salud ósea y general, a la edad de 6 años muchos de ellos no están obteniendo la cantidad diaria recomendada de lácteos, y eso es realmente un misterio cuando consideras lo deliciosa que es la leche fresca y fría. No tenemos nada en contra del kale, claro, pero si les das la opción a tus niños, estamos seguros de que elegirán la leche.

Artículos

Más beneficios de la leche